viernes, 24 de junio de 2016

Cruz Roja

Ayer por suerte pude acercarme a la playa previsto de mi sombrilla, mi periodico y pringado hasta las pestañas de protector para estar un rato contemplando nuestra querida playa de la Malvarrosa, la verdad es que ya había gran cantidad de bañistas y los residentes de otros años que casi siempre somos los mismos así que después de dar las consabidas explicaciones sobre mi jubilación, pase a ver el estado del agua, y leer un rato el periódico. Dicho esto tengo que decir también lo admirable de nuestros vigilantes de Cruz Roja que están atentos a todo desde su plataforma pero !y si siempre hay un pero! me sorprendió que cuando dos de los vigilantes empujando una de las embarcaciones sobre ese trasportín de cuatro ruedas lo dejo en el agua, nada más flotar unos centímetros el conductor en un alarde de irresponsabilidad salió a todo el gas que la moto da durante unos 20 o 25 metros para acto seguido dar una vuelta de 180 grados y gran revuelo de agua y espumas, retornar a por el compañero, solo comentar el comentario de mi compañero de sombrilla “que brutos” pero la cosa no quedo hay, con los dos a bordo de nuevo y a todo gas dando brincos por las pocas olas y con un giro de 90 grados emprenden una carrera que seguí por si era alguna actuación necesaria, pues no a los 300 o 500 metros ya prácticamente en la playa de Las Arenas nuevo giro de 180 grados y vuelta a pasar por delante de la posta nº2 y seguir en dirección contraria, creo que el ir a todo gas con una moto acuática no es lo más adecuado para estar realizando labores de vigilancia ya que es imposible incluso recibir indicaciones por el walki-talky por si se les requiere para alguna asistencia. Creo que realizan una gran labor social de vigilancia pero los que patrullan con las motos se dedican en su mayoría a realizar piruetas, zigzag sobre las señalizaciones de la boyas y no creo que sean los responsables que se les supone deberían ser, y esto no me lo han contado lo he visto con mis propios ojos, aun así felicidades a los que si cumplen con su cometido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario